Skip to content

Aquí tienes mi dinero (o los préstamos P2P)

abril 13, 2009

Autor: http://www.flickr.com/photos/96799823@N00/143729787 Siguiendo la temática de la anterior entrada sobre nuevas formas de colaboración que están apareciendo, fundamentalmente, gracias a Internet, hoy me gustaría acercarme a una nueva forma de trabajo entre iguales: la banca entre personas o préstamos P2P (peer to peer lending).

La idea es (como todas las buenas) extremadamente sencilla: existen dos tipos de perfiles, los que necesitan dinero prestado (prestatarios) y los que pueden prestarlo (prestamistas). El prestatario solicita la cantidad que requiere y los posibles prestamistas pujan, ofreciendo la mejor tasa de interés, por dejar el dinero. El que menor tasa proporciona se convierte en el prestamista que concede un préstamo a la  persona que lo ha solicitado.

Las ventajas son varias:

  • La transacción se realiza sin mediar un banco de por medio.
  • Los prestatarios pueden conseguir la mejor oferta, basado en el sistema de puja.
  • Los prestamistas pueden conseguir retornos atractivos para su inversión.

A estas alturas todos estaréis pensando lo mismo: ¿y cómo nos fiamos de que, si dejo dinero, nos lo devuelvan? O dicho de otra forma ¿como se garantiza la confianza en este sistema?

Ahí es donde entra la tercera pieza que nos falta: los intermediadores. Se trata de organizaciones que ponen en contacto a prestatario y prestamista garantizando y cualificando el riesgo del primero y ayudando y gestionando el impago, si es necesario. Para ello cobran un porcentaje, tanto a prestatario como prestamista.

El modelo está ampliamente implantado en países como Estados Unidos, Reino Unido o Japón. Empresas como Prosper, Lending Club o Zopa se han convertido en referencia de esta actividad. De acuerdo con los datos de Wikipedia, en 2005 el valor estimado de los prestámos entre personas fue de 118 millones de dólares. Esta cifra ha ido aumentado progresivamente: 269 millones en 2006 y 647 millones en 2007. La estimación para 2010 se sitúa en 5.800 millones de dólares.

En España tenemos a Lubbus (el pionero) y a Comunitae, que se presenta este 23 de abril. Sobre el segundo, llama la atención el capital que han captado (2 millones de euros) para poner en marcha el proyecto.

El esquema, desde mi punto de vista, es muy atractivo y puede favorecer mucho las inversiones de business angels en start-ups y emprendedores.

No obstante, algún nubarrón aparece en este, aparente, cielo despejado. Hace unos días, Business Week se mostraba bastante escéptica con el modelo. En esencia, destacaba el preocupante aumento de los defaults (o impagos), lo que había hecho que muchos inversores dejasen de ver atractivo el modelo por las bajas o negativas rentabilidades sufridas.

Claro es, que con la que está cayendo, no es el único lugar donde está aumentando la tasa de defaults. Las empresas intermediadoras están reaccionado realizando una valoración más exacta del riesgo de los prestatarios.

Habrá que estar muy atento a este nuevo esquema cuando el temporal escampe y podamos comprobar si se convierte en una fuente alternativa de financiación.

Anuncios
One Comment leave one →
  1. Pablo Fernández(Soy Capaz) permalink
    julio 15, 2009 8:38 am

    Gracias a ti por escuchar nuestras dudas y ofrecer tus consejos.
    Un saludo
    Pablo y Federica

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: